martes, 19 de octubre de 2010

El viaje de Don Juan de Persia

El viaje de Don Juan de Persia es la curiosa historia de Uruch Beg, un caballero persa que visita España a finales del siglo XVI como miembro de una comitiva diplomática.

Todo empieza cuando llega ante el Sha Abbas I, un aventurero Inglés llamado Anthony Sherley, un pícaro que decía ser primo del rey de Escocia, y que traía el ofrecimiento de todos los reyes cristianos para que se confederase con ellos, para hacer la guerra al turco.


Mapa creado con la ayuda de Josep, del blog "Encaramado a la red"

El Sha persa aceptó la propuesta y encargó rapidamente preparar una embajada hacia Europa. La comitiva diplomática estaba formada por el embajador Husain Ali Beg, cuatro caballeros, quince criados, dos frailes portugueses, cinco intérpretes, quince ingleses entre los cuales Anthony Sherley y finalmente Uruch Beg, nuestro futuro Don Juan de Persia.

La comitiva a lomos de mulas y camellos se dirigió hacía las orillas del Caspio, en un primer intento estuvieron a punto de zozobrar por causa de una tormenta, arrojaron al mar víveres enseres y joyas para perder peso, de regreso a la orilla hicieron un segundo intento, cruzando hasta Turkmenistan y luego hasta la desembocadura del Volga, remontaron río arriba y llegaron hasta Moscu donde fueron recibidos por la corte con gran ostentación.

Cuando partieron de Moscú siguieron hasta el rio Dwina septentrional y navegaron hasta Arkangelsk en el oceáno Ártico, allí embarcaron hacia cabo Norte circundando la península escandinava hasta llegar a la ciudad alemana de Emden.

En Alemania fueron recibidos por varios principes, pasaron por Kasel y Leipzig, penetrando en la región de Chequía hasta su capital Praga, de regreso a Alemania, visitaron Nuremberg, Augsburg y Munich.

Después de cruzar los Alpes visitaron Verona y Florencia. En la población de Sena, el embajador Husain Ali Beg tuvo una fuerte discusión con Anthony Sherley, acusándolo de haber vendido los regalos que habían traído para el Papa de Roma.

Al día siguiente llegaron a Roma y fueron recibidos por el Pontífice. Su santidad les recibió cortesmente y les ofreció la ayuda del canónigo catalán Francisco Gual, para que les acompañase con todo lo necesario hasta España.

Cuando quisieron partir de Roma se dieron cuenta que tanto Anthony Sherley como el resto de ingleses habían huido. 

Entraron en España por Cataluña y fueron recibidos en Barcelona por el Duque de Feria, donde quedaron admirados de la limpieza y orden de sus calles, visitaron el monasterio de Montserrat y después marcharon para Zaragoza, finalmente llegaron a Valladolid el día 3 de Julio de 1601 donde fueron recibidos por el rey Felipe III.

Durante su estancia en la península es cuando se produce un caso extraordinario, y es que tanto Uruch Beg, Ali Quli Beg como Bunyad Beg, deciden convertirse al catolicismo, tomar respectivamente los nombres de don Juan, don Diego y don Felipe de Persia, y no volver a Persia. 

Con el beneplácito del rey de España, Don Juan de Persia escribiría con detalle todo lo acontecido en el viaje, en un libro histórico llamado Relaciones de Don Juan de Persia.


Fuentes: El libro "Relaciones de Don Juan de Persia" 1946 y la ayuda de Josep del blog " Encaramado a la red"